Cómo pedir dinero prestado a un amigo

Los bancos están capacitados para hacer préstamos a empresas y personas físicas, pero para ello, es esencial ofrecer garantías y atender las exigencias que la institución financiera determina como requisitos para posibilitar el préstamo.

Los créditos consignados han incrementado mucho en los últimos tiempos, pero esa modalidad de préstamo que para los bancos es una de las más seguras, el solicitante necesita ser cliente del banco o ser funcionario público, jubilado o pensionado del seguro social para ser considerado para el servicio, pero esa no es el escenario de todos los que están faltos de capital.

Para los que no tienen fuentes de garantía, empleo formal o que están con restricción de crédito y necesitando dinero con urgencia, la posibilidad más real es pedir prestado a un amigo. Pedir dinero prestado es motivo de vergüenza para la mayoría de la gente. Los motivos de esa consternación están atados al orgullo, pues al pedir quedara expuesto, lo que para muchas personas es causa de vergüenza al contemplar el hecho de que otras personas van a saber su situación verdadera. Otro motivo que abruma es saber el momento propicio para hablarle al el amigo de manera que sienta compasión y no rechace el pedido.

De hecho es un asunto que quita el sueño de mucha gente, pero no hay razón para quedarse originando tanta congola, después de todo, si el/la amigo(a) no presta, rápido se va a enterar.

Cuando platique acerca del préstamo con su amigo, dígale anticipadamente que tanto usted y como él o ella se junten a solas ya que, la participación de terceros en esa hora sólo se prestará para incrementar el conflicto que siente de tocar el tema. Además estando a solas dará al amigo(a) mayor libertad para responder. Hable claramente sin crear rodeos para llegar al punto. Esta conducta sugiere que el valor a solicitar es muy elevado y crea expectativas negativas de suspenso.

Antes de hablar con su amigo(a), saque las cuentas y examine cuánto dilatará en pagar y, si pagara en cuotas, cuántas serian. Es esencial conversar exponiendo soluciones de su parte y buena voluntad para cumplir con su compromiso.

Tome una postura positiva enfrente de él/ella, mírele a los ojos y converse con calma, como si estuviera conversando de otro tema confidencial. El/la amigo(a) percibirá por su lectura corporal que tiene verdaderas intenciones de cumplir con el compromiso de pago.

Tenga en cuenta: es muy fundamental de hecho pagar si logra conseguir el dinero prestado para no perder al/la amigo(a), si surge la necesidad en el futuro, contará con un voto de confianza de él/ella.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *